Saltar al contenido

Encuentran evidencias arqueológicas del pasaje bíblico de la destrucción de Sodoma y Gomorra

3 diciembre, 2018

Entonces Jehová hizo llover sobre Sodoma y sobre Gomorra azufre y fuego de parte de Jehová desde los cielos;  y destruyó las ciudades, y toda aquella llanura, con todos los moradores de aquellas ciudades, y el fruto de la tierra. Génesis 19:24

Una explosión destruyó ciudades y asentamientos agrícolas al norte del Mar Muerto hace unos 3.700 años, según han desvelado nuevos hallazgos arqueológicos. Esto explicaría el pasaje del Génesis en el que YHWH envió una tormenta de fuego y azufre sobre Sodoma y Gomorra como castigo por la iniquidad de sus habitantes.

 

La datación por radiocarbono y los minerales desenterrados que cristalizaron instantáneamente a altas temperaturas indican que una explosión masiva causada por un meteoro que explotó en la atmósfera destruyó instantáneamente la civilizaciónen una llanura circular de 25 kilómetros de ancho llamada Middle Ghor, ha explicado el arqueólogo Phillip Silvia.

Asimismo, esta explosión habría empujado una salmuera burbujeante de sales del Mar Muerto sobre tierras de cultivo antes fértiles por lo que la civilización no habría regresado a la región en unos 600 o 700 años, según se informó en la reunión anual de las Escuelas Americanas de Investigación Oriental.

Según ‘Science News’, hasta 120 asentamientos estuvieron expuestos a temperaturas extremas. Concretamente, se estima que entre 40.000 y 65.000 personas habitaban Middle Ghor cuando se produjo la calamidad cósmica en la Edad del Bronce.

En Tall el-Hammam se halla la evidencia más completa de la destrucción, según las investigaciones del equipo de Silva, que ha estado excavando allí los últimos 13 años. En este sitio, la datación por radiocarbono indica que las paredes de adobe de casi todas las estructuras desaparecieron repentinamente hace unos 3.700 años, dejando solo cimientos de piedra.

Además, las capas externas de las piezas de cerámica se fundieron en vidrio y los vientos crearon minerales esféricos que cayeron en la ciudad en forma de lluvia.

Por lo tanto, esta teoría arqueológica explicaría el pasaje bíblico del Génesis en el que YHWH envió una tormenta de fuego y azufre a las ciudades Sodoma y Gomorra como castigo por la iniquidad de sus habitantes, según publica el portaliflscience.com.

DÉJANOS TU COMENTARIO:

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: