Saltar al contenido

¡Oren por nosotros! Un predicador chino pide al mundo por su congregación

Dai Zhichao, que lidera un pequeño grupo de miembros de ERCC en la provincia de Sichuan, sufrió acoso en su casa el domingo 24 de octubre, cuando un grupo de desconocidos golpeó su puerta, pintó con spray el mensaje «Paga tu deuda» y rellenó el ojo de la cerradura con pegamento, informa CBN News.

Según ChinaAid, la electricidad de la casa de Dai también fue desconectada. El predicador informó del problema a la oficina de gestión de la comunidad, que le dijo que el disyuntor había saltado, provocando la pérdida de energía. La electricidad se restableció siete horas después.

«Estábamos asustados. Sólo pudimos abrir la puerta. Cuando observamos el exterior a través de la mirilla por la mañana, nos dimos cuenta de que esas personas parecían vivir al lado», explicó Dai durante una reunión de la iglesia.

«Por favor, recen por la ayuda de Dios y la paz durante la tribulación… Cuando destrozaron nuestra puerta por la mañana, sospeché que estaban pintando ‘paga tu deuda’. En realidad eran esas palabras cuando abrí la puerta para mirar», continuó. «Gracias a Dios. Estábamos muy nerviosos. Ahora podemos entender mejor el sentimiento de los que fueron acosados pero no pudieron pedir ayuda».

Dai afirmó que el continuo acoso a él y a su familia es, en última instancia, un ataque a Jesucristo.

«Afortunadamente, tenemos a Dios, si no estaríamos muy enfadados. Gracias por sus oraciones y su amor. Por ahora hemos vuelto a la paz. Por favor, recen para que Dios nos traiga paz y protección. Cuando nos oyen adorar a Dios durante los servicios dominicales, se enfadan y vienen a atacarnos», dijo.

«En realidad, no nos atacan a nosotros, sino que atacan a Cristo. Dios, ayúdanos a comprender mejor la dulzura de la cruz y que la fuerza más poderosa es el Evangelio. Que el Espíritu Santo esté con nosotros».

Una semana antes del incidente, Dai y su familia fueron detenidos por la policía durante más de 10 horas.

Como informó CBN News en agosto, la policía hizo una redada en una reunión dominical en la que se llevó a Dai y lo mantuvo detenido durante dos semanas.

A %d blogueros les gusta esto: